Resumen

El Decreto N° 297/20 dispuso el “aislamiento social, preventivo y obligatorio” desde 20 de marzo hasta  31 de marzo de 2020 inclusive, y prevé la posibilidad de prorrogarlo; también,  indica que la forma en que las personas deben  cumplir el aislamiento es absteniéndose de concurrir al lugar de trabajo, y  permanecer en sus domicilios.

Esta medida se adoptó frente a la emergencia sanitaria, para contener y debilitar la propagación de la epidemia de COVID-19. Con su aplicación se pretende preservar la salud pública, ya que no se cuenta con un tratamiento antiviral efectivo, ni con vacunas que prevengan el virus.

Los países que lograron controlar la expansión del virus mantuvieron en niveles muy bajos la circulación de personas durante CINCO (5) semanas como mínimo.

El 29 de marzo de 2020, el Presidente de la Nación y el Ministro de Salud de la Nación se reunieron con expertos en epidemiología que recomendaron prorrogar el “aislamiento social, preventivo y obligatorio” hasta el día domingo 12 de abril del 2020 inclusive, para proteger la salud pública.

EL PRESIDENTE DE LA NACIÓN ARGENTINA EN ACUERDO GENERAL DE MINISTROS, DECRETA:

  • PRORROGAR EL  AISLAMIENTO SOCIAL PREVENTIVO Y OBLIGATORIO hasta el 12 de abril de 2020 inclusive.
  • TRABAJADORES Y TRABAJADORAS DEL SECTOR PÚBLICO  NACIONAL

No deberán  concurrir a sus lugares de trabajo. Deberán realizar sus tareas, desde el lugar donde cumplan el aislamiento, siguiendo las indicaciones de la autoridad jerárquica correspondiente.

Glosario

Autoridad jerárquica: Persona que tiene autoridad o poder sobre un grupo para dirigir su trabajo o sus actividades.

Emergencia sanitaria: brote de una enfermedad (que debe ser inusual e inesperado) que afecta a más de un país, con serio impacto en la salud pública y que requiere una estrategia coordinada internacionalmente para enfrentarlo.

Prórroga: extender una medida o una cosa por un determinado tiempo.

Salud pública: es la responsabilidad que tienen el Estado y los habitantes de un país de proteger la salud, como derecho esencial, individual,  colectivo y comunitario, conforme a las condiciones de bienestar y la calidad de vida.